TOMO IV
 
 
 TOMO I
TOMO II
TOMO III
     


..............................................................................................................................................................................................................

EL MAYOR APORTE AL PAIS
La palabra Liberal es de origen castellano y ha sido una de las pocas que el inglés ha adoptado en su uso corriente. Liberal es sinónimo de generoso, tolerante, magnánimo; ser liberal significa "la exaltación de la personalidad humana y el libre ejercicio de las potencias individuales" y por ello el Ecuador es una nación liberal, con una democracia fundada en el esfuerzo de Guayaquil a través de sus revoluciones del 6 de Marzo de 1845, del 5 de Junio de 1895 y del 28 de Mayo de 1944.

Liberal es todo aquel que desea la libertad de los grupos e individuos para que puedan ejercer sus derechos políticos, económicos y sociales y obtengan la felicidad, siempre que estos derechos no lesionen los de los demás. En este justo equilibrio se basa el apotegma que dice: "Quien hace uso de un derecho propio no lesiona derecho ajeno".

Ser liberal es amar la libertad y aborrecer toda esclavitud. En política ser liberal significa igualdad sin castas ni grupos privilegiados; en religión tolerancia a las minorías; en economía libre empresa y salarios justos y humanos. La revolución francesa sintetizó admirablemente esta doctrina con su célebre declaración de "Libertad, igualdad y fraternidad".

El liberalismo nació en Inglaterra, creció en los Estados Unidos y en Francia y se estableció en Latinoamérica hacia 1809 a raíz de los primeros gritos de independencia. Los masones del rito escocés a través de Miranda y sus Logias crearon el sistema revolucionario, Adam Smith y Stuard Milis las bases para el dominio de la burguesía, y filósofos como Jeremías Bentham propugnaron el libre comercio, la libre educación o laicismo y el sistema republicano, electivo y democrático y por ello no compatible con ninguna dictadura ni doctrina totalitaria, sea de derecha o de izquierda (fascismo, nazismo o falangismo), (comunismo, estatismo o populismo).

GUAYAQUIL SOSTIENE EL LIBERALISMO
Ser liberal no significa pertenecer a ningún partido de ese nombre o a las ramas que de él se han desprendido en los últimos años (FRA, Izquierda Democrática o Partido Demócrata) es algo más, es un modo de ser, de pensar y de actuar frente a la vida. Las más antiguas raíces liberales hispanas arrancan del nacimiento de los primeros cabildos en la alta edad media, y cuando éstos fueron trasplantados a América siguen con ellos: Espejo intentó un sistema justo para todos, liberal incluso con los indios, pero fracasó. Sus discípulos quiteños lucharon por la independencia en 1809, también fracasaron y murieron al año siguiente. Guayaquil proclamó la libertad en 1820, formó su Provincia Libre, se dio un Jefe Civil, un Colegio Electoral y su Constitución o Estatuto. Por entonces la imprenta comenzó su labor de zapa para cambiar las conciencias. En 1832 se formó en Quito el Partido Nacional de Francisco Hall. En 1835 triunfaron sus ideas con Rocafuerte, aunque por corto tiempo. El 6 de Marzo de 1845 la doctrina liberal llegó al poder y se vivió un período de libertades antes no conocido. Advino la manumisión de los esclavos, la libertad de estudios, de imprenta, el sistema de jurados y los cementerios para protestantes.

García Moreno ascendió en 1860 e hizo retroceder al país. Volvieron las épocas de fanatismo religioso, la censura, la ortodoxia clásica del antiguo régimen y hasta se suscribieron Tratados que limitaban el ejercicio de la soberanía nacional (Concordato con la Santa Sede). . . A su muerte subió el demócrata Borrero que cayó por sostener la legalidad de dicho tratado.Veintemilla lo suspendió pero ante la oposición clerical dio pie atrás. En los regímenes progresistas no se hizo nada al respecto y sólo con la revolución del 5 de Junio de 1895 y el triunfo de Eloy Alfaro, se liberó a las conciencias e instauró la libertad de cultos, el Registro Civil, la Ley de Divorcio; a la mujer se la amparó dándole oportunidad de trabajar en oficinas públicas e ingresar a los Normales, Colegios y Universidades. Fruto de estas reformas es la constante armonía que mantiene nuestra Patria.

Somos considerados una isla de paz en el panorama "político de América Latina, éste es el mayor aporte guayaquileño en la construcción de una sólida nacionalidad ecuatoriana.